Estados Unidos aportará 4,000 millones de dólares para facilitar el acceso a la vacuna contra la COVID-19 a nivel global.

Según un comunicado de la Casa Blanca, Estados Unidos contribuirá inicialmente con 2,000 millones de dólares a la Alianza Mundial para la Inmunización y la Vacunación (GAVI), que participa en el mecanismo COVAX, que apoya el acceso a vacunas en 92 países de bajos recursos, y después realizará otra donación de otros 2,000 millones de dólares a esa herramienta a lo largo de 2021 y 2022.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunciará este compromiso el viernes en la cumbre del G7, donde, además, llamará a los socios para que «den prioridad a un mecanismo de financiación de seguridad sanitaria sostenible destinado a catalizar a los países para formar la capacidad necesaria que permita poner fin a la pandemia».

En este sentido, el comunicado de Washington ha reiterado que el mandatario estadounidense apelará a los países del G7 a trabajar junto a GAVI con el objetivo de conseguir fondos para la «fabricación, suministro y entrega de vacunas».

«El objetivo es claro: vacunar a las poblaciones vulnerables y llegar a quienes no tienen otras opciones. Esta financiación de la Administración permitirá a GAVI abordar las necesidades urgentes y, al mismo tiempo, respaldar los esfuerzos para diversificar y aumentar las contribuciones de otros donantes en 2021», ha reiterado la Casa Blanca.

AGENCIAS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.